Declaraciones de inversión exterior

Es bastante desconocido por muchas personas en España (y en el extranjero), la existencia de las declaraciones de inversión exterior que, dependiendo del tipo de inversión y la procedencia de los fondos, es obligatorio informar al Ministerio de Economía y Empresa de tales inversiones a través de una serie de modelos. A continuación, se analizan los modelos que se deben presentar en estos casos. Recordar que la no presentación de estas declaraciones puede acarrear una serie de sanciones.

 

Modelo DP-1. Declaración previa de inversión extranjera procedente de paraísos fiscales en sociedades no cotizadas, sucursales y otras formas de inversión.

Este modelo se utiliza para lo siguiente:

  1. Declarar en el Registro de Inversiones aquellas inversiones extranjeras en empresas españolas que, dicha inversión procede de un paraíso fiscal y cuya participación en la empresa española suponga, al menos, el 50% del capital de la empresa.
  2. Cuando la constitución, formalización o participación de contratos de cuentas en participación, cooperativa, comunidades de bienes, AIEs y fundaciones procede de inversiones en paraísos fiscales.

La declaración tiene una duración de seis meses.

 

Modelo DP-2. Declaración previa de inversión extranjera procedente de paraísos fiscales en bienes inmuebles.

A diferencia del modelo DP-1, el modelo DP-2 se presenta cuando se realiza la inversión en bienes inmuebles.

La declaración también tiene una duración de seis meses.

 

Modelo D-1A. Declaración de inversión extranjera en sociedades no cotizadas, sucursales y otras formas de inversión.

Este modelo se utiliza para declarar el en Registro de Inversiones aquellas inversiones realizadas desde el extranjero en empresas españolas que no cotizan en bolsa.

El plazo de presentación es de un mes desde que se ha realizado la inversión.

Cuando se realiza la primera inversión extranjera en la empresa española, se debe acompañar de una copia del Documento de Identificación Fiscal de la sociedad española o de la sucursal en España destinataria de la inversión.

 

Modelo D-1B. Declaración de liquidación de inversión extranjera en sociedades no cotizadas, sucursales y otras formas de inversión.

Este modelo se utiliza para declarar al Registro de Inversiones la liquidación total o parcial de inversiones extranjeras en empresas españolas que no cotizan en bolsa de valores.

El modelo debe ser presentado en el plazo de un mes desde la liquidación e inversión.

 

Modelo D-2A. Declaración de inversiones extranjeras en bienes inmuebles.

Se utiliza el modelo D-2A para declarar en el Registro de Inversiones aquellas inversiones de bienes inmuebles con un importe acumulado superior a 3.005.060,52 euros o cualquier otro importe si la inversión procede de un paraíso fiscal.

La declaración se debe presentar en el período de un mes desde la inversión.

 

Modelo D-2B. Declaración de liquidación de inversión extranjera en bienes inmuebles.

La diferencia con el modelo D-2A radica en que este modelo se utiliza para declarar ante el Registro de Inversiones la liquidación de la inversión extranjera en bienes inmuebles.

 

Modelo D-4. Memoria Anual relativa al desarrollo de la inversión en sociedades españolas con participación extranjera en su capital y sucursales.

Este modelo se utiliza para declarar al Registro de Inversiones la memoria anual de las inversiones extranjeras desarrolladas en empresas españolas. El plazo de presentación son los nueve meses siguientes al cierre del ejercicio económico de la empresa.

Presentarán memorial anual las empresas con un capital superior a 3.005.060,52 euros cuando la participación extranjera sea del 50% o del 10% cuando solamente se tenga un socio no residente fiscal en España. De igual forma, también están obligadas a presentar la memoria anual las holdings españolas o ETVE atendiendo a los porcentajes comentados con anterioridad. Por último, indicar que también están obligadas a presentar el modelo D-4 las sucursales en España.

 

Modelo DP-3. Declaración previa de inversión española en paraísos fiscales en sociedades no cotizadas, sucursales y otras formas de inversión.

En este modelo se deben incluir aquellas inversiones realizadas por empresas españolas en sociedades extranjeras que no cotizan en bolsa, que se realizan en algún paraíso fiscal y que, la participación en la sociedad extranjera sea igual o superior al 10%.

Quedarían excluidas todas aquellas inversiones que se produzcan por donaciones o herencias.

La declaración tiene una validez de seis meses.

 

Modelo DP-4. Declaración previa de inversión española en paraísos fiscales en bienes inmuebles.

Tiene  la misma finalidad que el modelo DP-3 pero para los bienes inmuebles.

 

Modelos D-5A y D-5B. Declaraciones de inversión (y desinversión) española en sociedades extranjeras no cotizadas, sucursales y otras formas de inversión.

En este caso, los modelos D-5A y D-5B se utilizarán para declarar en el Registro de Inversiones aquellas inversiones realizadas por las empresas españolas en sociedades no cotizadas en bolsa y en sucursales.

La declaración debe presentarse en un mes desde la fecha de realización de la inversión.

 

Modelo D-6. Declaración de titulares de inversión española en el exterior en valores negociables.

Cuando una persona tiene bienes en el extranjero debe presentar el modelo 720 si cumple una serie de requisitos. Ahora bien, existe otro modelo que también se debe presentar cuando se tienen valores negociables en el extranjero a 31 de diciembre. Este modelo se conoce con el nombre del “Modelo D-6”

Así pues, estarán obligados a presentar el modelo D-6 aquellas personas que le gestionen sus valores negociables un broker extranjero (no siendo requisito que las cuentas estén gestionadas por un broker).

La fecha de presentación del modelo D-6 es, como máximo el 31 de enero del mes siguiente al año en el cual tienen los valores negociables a 31 de diciembre y cumplan lo comentado anteriormente.

No presentarlo en plazo puede suponer una serie de sanciones. Si la Administración Pública detecta que no ha sido presentado; se tendrá que abonar hasta un 25% del importe no declarado con un mínimo de 3.000 euros. Por el contrario, si el modelo D-6 se presenta fuera de plazo, las sanciones serán de 300 euros (en los seis primeros meses) y de 600 euros si se superan los seis meses.

 

Modelo D-7A y D-7B. Declaración de inversión (y liquidación) española en bienes inmuebles.

La finalidad de estos modelos está en declarar en el Registro de Inversiones aquellas inversiones españolas realizadas en bienes inmuebles extranjeros con un importe superior a 1.502.530,26 euros o, con cualquier importe si el inmueble está situado en un paraíso fiscal.

El modelo D-7A se utiliza cuando se realiza una inversión y el modelo D-7B cuando se realiza una liquidación.

La declaración se debe presentar en el plazo de un mes desde la realización de la inversión.

 

Modelo D-8. Memoria anual relativa al desarrollo de la inversión en el exterior.

El objetivo de este modelo es presentar en el Registro de Inversiones la memoria anual relativa al desarrollo de la inversión española en el extranjero. Para estar obligado a presentar este modelo, se deben cumplir con alguno de los siguientes puntos:

a) Sociedades extranjeras cuyo patrimonio neto sea superior a 1.502.530,27 euros y la participación del inversor en el capital o los derechos a votos sean igual o superior al 10%.

b) Ser ETVE

c) Sucursales en el extranjero cualquiera que sea la inversión.

La memoria se puede presentar en los primeros nueve meses de cada año natural.

 

www.josemiguelgolpesaavedra.es

josemiguelgolpesaavedra@gmail.com

Teléfono: 633 891 555

 

 

 

 

 

 

 

Sin comentarios | Leído 386 veces
Tu puedes enviar una respuesta, or trackback desde tu propio site.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *